Acción de Gracias

Receta de albóndigas con cóctel de arándanos

Receta fácil de albóndigas con cóctel de arándanos – Estas albóndigas de cóctel de arándanos, dulces y picantes, son siempre un éxito.

Estas albóndigas de arándanos son una deliciosa receta rápida y fácil, lista para servir en 30 minutos. Perfecto para las noches de semana ocupados y entretenido.

Cómo hacer albóndigas de arándanos

Para estas albóndigas de cóctel de arándanos dulces y picantes, me gusta empezar con mis albóndigas caseras.

Generalmente me gusta hacer lotes de estas albóndigas y guardarlos en el congelador para comidas rápidas y fáciles entre semana, así como para hacer estas albóndigas de cóctel para un entretenimiento fácil.

Hacer las albóndigas

Para hacer las albóndigas, mezclo la carne picada magra, la cebolla, el huevo ligeramente batido, la leche, la sal, la pimienta, el pan rallado y la salsa Worcestershire hasta que estén bien mezclados.

Utilizando una cucharada, recoger la mezcla y formar una bola. Colóquelas en la bandeja del horno forrada con rejilla y hornéelas hasta que estén hechas, unos 20 minutos.

Prepare la salsa de arándanos dulce y picante

Mientras se hornean las albóndigas, añada todos los ingredientes de la salsa a una sartén grande a fuego medio y cocine la salsa hasta que espese, unos 10 minutos.

Para servir las albóndigas de arándanos

Servir en olla de cocción lenta (entretenido): Me encanta servirlas cuando tenemos invitados. Añade las albóndigas cocidas a una olla de cocción lenta y vierte la salsa sobre ellas, removiéndolas suavemente para asegurarte de que están bien cubiertas por la salsa.

Pon el fuego a bajo (o tibio incluso) en la olla de cocción lenta para mantenerlos perfectos para servir durante toda la fiesta.

Servir en la sartén (comida fácil): También me encanta servir estas albóndigas de cóctel para cenar o comer.

Si es así, añado las albóndigas cocidas a la salsa de la sartén, las remuevo suavemente para cubrirlas y las sirvo directamente de la sartén.

Cómo preparar, guardar y congelar albóndigas con arándanos rojos

Para preparar con antelación: Preparar las albóndigas y la salsa según las instrucciones. Guardar en el frigorífico en un recipiente hermético hasta 3 días. Sacar del frigorífico, recalentar y servir.

Para congelar: Prepare las albóndigas y guárdelas en bolsas aptas para el congelador para recetas como ésta. A continuación, añada las albóndigas congeladas a la salsa caliente y cocínelas en la sartén o en la olla de cocción lenta hasta que estén bien calientes.

Aquí está mi receta de albóndigas de cóctel de arándanos dulces y picantes. ¡Espero que les encanten!